La actriz, modelo y presentadora de televisión española es clienta asidua de Mestizo desde que nos visitó por primera vez. Armando Oropeza, nuestro gerente, la conoció hace aproximadamente 12 años mientras trabajaba en la barra de otro restaurante. “No se me olvida que me pidió un oporto. Me pareció la mujer más bella que había visto en mi vida.” Pasado el tiempo, un día Armando vio pasar a Mar afuera de Mestizo y se le acercó para recordarle la anécdota de años antes. “¿Cómo es posible que te acuerdes de mis gustos?”, le preguntó la actriz. “¡Cómo no me voy a acordar de una belleza como tú!” Armando, quien pensó que la charla sería sólo de algunos segundos, se sorprendió con la amabilidad de la presentadora, quien le hizo la plática por largo rato. En ese momento, Mar —quien en 2010 apareció en la película mexicana “Hidalgo: la historia jamás contada”— nos comentó lo mucho que le gusta ese país y por supuesto que aceptó visitarnos, es más, confesó que ya sabía de nosotros pues en días pasados el gerente de Mestizo le había entregado una tarjeta a su esposo. “Pero ese día has pasado de mí porque sólo te has fijado en el coche de mi marido”, bromeó la actriz. (Armando reconoce que el Aston Martin acaparaba las miradas.)

A los pocos días, Mar nos visitó por primera vez y desde entonces no ha dejado de disfrutar la comida de Mestizo. Armando comenta: “La belleza no sólo debe ser física: Mar es una persona bella por fuera y por dentro.” Vaya que estamos de acuerdo.